mayo 18, 2024

Clínica Amancay 10 años de atenciones integrales en sobrepeso y obesidad

“Desde muy niña soñé con mi clínica. La visualizaba. La tuve como proyecto. Estudié siempre pensando en que iba a ser independiente y que quería trabajar de esta forma, de manera multidisciplinar”. Así responde la nutricionista y fundadora de Clínica Amancay, Patricia Vera, ante la pregunta por los inicios de su entonces emprendimiento, especializado en atenciones por sobrepeso y obesidad, que este mes de octubre cumple 10 años desde que abrió sus puertas.

En Clínica Amancay se brinda una atención multidisciplinaria porque se entiende que el sobrepeso y la obesidad puede tener un origen emocional o mental, por lo tanto el trabajo nutricional es una parte del abordaje.

En 2013 muchas cosas eran distintas en la sociedad puntarenense, pero algo se ha mantenido desde ese tiempo, incluso desde antes: la preocupación por el sobrepeso y la obesidad. 

Patricia Vera, que es magíster en Trastornos de la Alimentación, recuerda que cuando inauguró su clínica, tenía como idea principal atender en el área que se había especializado con estudios de postgrado, sin embargo, se dio cuenta que el 90% de las consultas apuntaban a problemas de sobrepeso y obesidad. 

“La conciencia de nutrición y salud siempre ha estado. Las personas siempre han tenido consciencia de su autocuidado, pero en ese tiempo no había muchas alternativas para abordarlo, la incomodidad de las personas de no sentirse seguras de sí mismas por las consecuencias que puede traer el sobrepeso y la obesidad siempre ha estado, he tenido pacientes de todas las edades, por lo tanto, desde muy pequeños los niños comienzan a tener consciencia del malestar que provoca el sobrepeso o la obesidad”, afirma la emprendedora magallánica.

Equipo integral

Durante los primeros meses, el servicio de Clínica Amancay se fue adecuando, y su fundadora comenzó a incorporar profesionales de otras disciplinas, comenzando por psicólogos, porque pueden ayudar a superar los factores que influyen en la malnutrición por exceso. “Quizás en la época cuando abrí Amancay no había un centro integral, pero yo tenía claro que atender a una persona con sobrepeso u obesidad no tiene que ver con darle una lista de alimentos adecuados, la experiencia me decía que había que tratar los daños base con que viene el paciente para poder hacer los cambios, incluyendo los temas mentales y emocionales”.

Este trabajo conjunto provocó que la demanda de atención en salud mental fuese aumentando de manera sostenida. De hecho, hoy Clínica Amancay cuenta con seis psicólogos, especializados en atención infantil, adultos, terapias de pareja, trastornos de la alimentación, abusos sexuales, abuso de drogas, entre otros temas. 

A ellos se suma una médico general que también aborda el área emocional, incluso con atenciones complementarias de Acupuntura, un cirujano dentista, un preparador físico, un fisioterapeuta, un kinesiólogo, una matrona y una nutricionista, que es Patricia.

Con este completo equipo, “se logró hacer planes de atención multidisciplinar, pero eso depende mucho de la necesidad de cada paciente, cada persona es una historia distinta, por ende, sus requerimientos son diferentes. Nuestro objetivo es que sea un tratamiento integral real, que se pueda llevar a cabo, pero eso no significa que entre más sesiones con diferentes profesionales tenga más resultados, tiene que ser un tratamiento adecuado”, enfatiza.

Desde cero

El sueño cumplido de Patricia Vera, con la creación de la Clínica Amancay, especializada en sobrepeso y obesidad, ha significado un intenso trabajo desde su inicio hasta hoy. Claramente, en la actualidad cuenta con un equipo de personas que cumplen diversas funciones para mantener en funcionamiento el recinto, pero al comienzo, todo lo hacía ella. 

“Si bien amo lo que hago, este trabajo ha tenido repercusiones familiares por la cantidad que tiempo que conlleva emprender. Uno comienza haciendo todo, después va delegando ciertas tareas, pero uno parte con la intención de hacerlo todo, aunque el tiempo no alcanza. Puedo decir que estoy muy orgullosa del trabajo realizado, estoy muy agradecida por la preferencia de los pacientes, de la recomendación `boca a boca´. La gente llega a la clínica porque vio resultados. Después de 10 años puedo decir que comienzo a cosechar lo que sembré y el sacrificio dio su fruto”, reflexiona.

Durante todos estos años, en Clínica Amancay se han preocupado de entregar una buena atención desde la persona que recepciona, y por supuesto, a través de los profesionales. “Siempre la intención es hacer sentir a los pacientes que existe empatía, que son escuchados, que no son un número. Asimismo, he elegido a un equipo conformado por personas que no han perdido la calidad humana, que tienen conexión con los pacientes. Es un centro muy familiar y me gustaría no perderlo, en el sentido de que te sientes en casa, eres escuchado y estás cómodo”, afirma Patricia.

Así como Amancay, en los últimos diez años se han abierto otros centros enfocados en la nutrición, lo que a juicio de la nutricionista es una muy buena noticia para la comunidad. “Que haya emprendedores en salud es muy importante, tiene que haber diversidad, diferentes tipos de centro, cada uno tiene sus creencias, y cada emprendedor entrega el servicio de la mejor forma que puede. Creo que para todo hay público, y valoro que no solamente existan centros o cadenas nacionales de salud, sino que haya otras alternativas que te hagan sentir que eres persona, que te conozcan con nombre y apellido, eso lo otorgan los espacios más pequeños”.

Para conocer más sobre las atenciones multidisciplinarias para abordar el sobrepeso y la obesidad en lactantes, niños, adultos y personas mayores, se puede solicitar una hora llamando al 61 2251219 o acudiendo a calle Manantiales #01026. ¡Con el apoyo adecuado, el cambio es posible!

Te Puede Interesar

You have been successfully Subscribed! Ops! Something went wrong, please try again.

Siguenos

© 2022 Todos Los Derechos Reservados.